Noticias

Rigamonti:

Rigamonti: "Me hubiera gustado tener otro trato”

El arquero no será tenido en cuenta por Orfila, el nuevo entrenador de Belgrano.

De movida, la actual conducción de Belgrano tomó algunas determinaciones que fueron para varios de los futbolistas del plantel no menos que sorpresivas. La decisión de separarlos del grupo fue repentina. Ayer los jugadores que no serán tenidos en cuenta ya se equiparon en la zona de inferiores y trabajaron en el primerísimo turno bajo las órdenes de Julio Constantin, lejos de los demás.

“El DT manifestó que quería un plantel corto y que después iba a charlar de forma individual con cada uno. Tuvimos un diálogo muy breve, de unos 15 segundos, me dijo que iba a traer otro arquero de su gusto. Lo escuché y uno acepta lo que le plantean por respeto. Luego uno tiene una opinión que es muy propia”, le contó ayer César Rigamonti, uno de los separados del plantel.

En su carrera, “Riga” jugó más de 200 partidos en los equipos principales donde le tocó estar. En esta etapa en el Pirata, desde 2018, estuvo en 55 de los 57 partidos oficiales que disputó la “B” en Primera División, Copa de la Superliga, Copa Argentina, torneo de la Primera Nacional 2019/20 y torneo de Transición 2020/21.

“Le di la mano (al técnico Alejandro Orfila) y ahora habrá que ver cómo se soluciona lo contractual. Tengo vínculo con Belgrano hasta junio”, agregó el arquero que no hizo ni un ensayo con el nuevo DT. Luego dijo: “Obvio son decisiones que ya estaban tomadas, tanto para mí como para otros compañeros. Tengo más de 200 partidos y el DT sabe con lo que se va encontrar o qué me puede pedir. Pero bueno, no seré de su agrado y está bien”. Todo parece una determinación adoptada por la directiva y el futbolista apuntó: “En mi opinión es una decisión que tiene mucho de dirigencial y tomada hace tiempo. Ahora hay que mirar para adelante y tener paciencia”.

“La mayor sorpresa es tener que estar separado del plantel y entrenar con todos los otros muchachos apartados. Pero hoy lo que debo hacer es entrenarme y prepararme para lo que viene”, siguió, y agregó: “Vos me conocés, uno le entrega mucho a esta profesión. Nos hemos visto en diferentes situaciones y hasta cuando me ha tocado estar en otros equipos. Sabés lo que le entrego a cada club al que me toca estar. Pero el fútbol tiene estas sorpresas, unas lindas y otras no, esta es una de ellas”.

“Estoy tranquilo por haber dado lo mejor que tenía y con la gran mayoría de técnicos que he tenido, me tocó jugar. Lo que marca que algo he hecho bien y esta es una tranquilidad que me queda”, sostiene Rigamonti.

Puede que no fue la mejor manera de comunicarle su salida a quien fue capitán mucho tiempo: “Del técnico no puedo decir nada, porque en los 15 segundos de charla fue claro. Ahora, lo que no está claro, es lo otro, soy un jugador de la casa. Me hubiera gustado tener otro trato con los dirigentes, charlar, cambiar opiniones, porque uno lleva tres años en este ciclo, viviendo diferentes situaciones que le podrían haber sido útil”.

Por último, pasan los años y las conducciones, pero la manera en que algunos referentes dejan el club no cambia: “Es un común denominador del mundo en que vivimos. Que alguien se comporte de esta forma no es que uno lo avale. En mi caso me comporto de otra forma. Los tratos no son como uno pretende, pero hay diferentes personalidades y está todo dentro de las reglas del ambiente”.

 

Fuente: mundod.lavoz.com.ar

Comentarios